COLUMNAS

Autor:José Vega Bautista: Agricultores, feministas y federalistas: por otra visión del gobierno.

16 Septiembre 2020

El sistema democrático no se basa sólo en un marco jurídico, en normas y procedimientos reglados, sino que requiere de hábitos y modos de actuar por parte del gobierno. El...

Tristeza

22 Septiembre 2020

• Hay una tristeza profunda que más temprano que tarde se plasmará en los hechos.              

En defensa de la libertad de expresión y de la opinión pública.

28 Septiembre 2020

Bajo el titulo de "En defensa de la libertad de expresión", poetas, científicos, artistas, escritores, académicos, intelectuales, periodistas, cineastas, publicaron este mes de septiembre un desplegado firmado donde advierten que...

EDITORIAL

Editorial

17 Octubre 2019

Proximamente 

Visitas

© 2009-2020 by GPIUTMD

Hora Saltillo

Saltillo Coah. °C
  24/10/2020 Ferienhaus Ostsee

Clima Saltillo

¿Sabías que no debes juntar las papas con las cebollas?

El único momento en el que las papas y las cebollas deberían estar "juntas y revueltas" es a la hora de cocinar, es decir, cuando se prepara con ellas algún tipo de guiso, ya sea tortilla o cualquier otro plato que sea susceptible de combinar estos alimentos.

La razón por la que contamos esto es porque cuando almacenamos las papas y las cebollas en la cocina o en la despensa solemos cometer un error, que lleva a que ambas se estropeen antes: conservarlas «juntas y revueltas". "La durabilidad de la patata y la cebolla es similar y por eso suelen guardarse en el mismo sitio, pero cuando hacemos esto estamos acelerando su deterioro", explica la dietista-nutricionista Julia Farré.
La influencia negativa de ambos alimentos se da tanto de las papas hacia las cebollas, como de las cebollas hacia las papas. Así, tal como explica Jessica Hierro, dietista-nutricionista de Alimmenta, el etileno que liberan las papas perjudica a las cebollas favoreciendo su deterioro y eso puede hacer que se pudran antes de lo previsto. "Además, si las papas tienen cortes, defectos o grillos la emisión de etileno es mayor, aumentando aún más la putrefacción de las cebollas", añade.

Por su parte la cebolla tiene la capacidad de absorber el agua de la patata, lo que produce, no solo que la patata se seque y se arrugue antes, sino que además aparezca mucho antes el moho y los brotes en la cebolla, como aclara Julia Farré.

¿Sabías que no debes juntar las papas con las cebollas?